Óscar Murillo: “El pueblo ha encontrado la fuerza (…) para adueñarse de la nación”


Violencia y amnesia, esas son las dos palabras con que el artista colombiano Óscar Murillo ha enmarcado su muy política exposición que le ha valido el premio Turnerjunto con los otros tres artistas nominados este año.

Los cuerpos voluntariamiente simplistas de un grupo de trabajadores que mira a la oscuridad de una tela en la que hay una abertura desde la que se vislumbra el mar: toda una declaración en favor de los que cruzan océanos y desiertos para tener una vida mejor.

“En mi obra es para mi muy importante difundir un aspecto de injusticia; de dar, de manifestar una sensación de injusticia, de un carácter de resonancia universal (…) nuestra tarea como artista… somos parte de la sociedad, el arte siempre ha sido político”, contaba Murillo en una entrevista con Euronews.

Como artista político, pues, Murillo, que vivió en Colombia hasta los 10 años, cuando se trasladó a Londres con sus padres, sigue con especial interés y entusiasmo las protestas populares en su país natal y en el resto de Latinoamérica: “Felicito al pueblo que finalmente ha encontrado a fuerza y está perdiendo el temor para levantarse y coger, adueñarse de nuevo de la nación”, concluía.

Las revueltas en Latinoamérica se parecen a esa grieta en el lienzo negro, un rayo de esperanza en medio de la crueldad y la ceguera que corona el trabajo galardonado con uno de los premios más prestigiosos del arte contemporáneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *