Pogba por la ‘fórmula Hazard’ y Mbappé sin renovar



El Real Madrid sabe que el verano de 2020 va a ser muy importante en sus aspiraciones por fichar uno o dos galácticos. Lo intentó este verano, además de Eden Hazard, pero todas las opciones acabaron siendo imposibles. Ni un Mbappé que advirtió de sus dudas a final de temporada, ni Pogba que hizo lo posible por salir del United, ni tampoco Neymar que se acabó quedando en París. El club blanco no se quería hipotecar por un futbolista y tampoco se encontró con ninguna facilidad.

Este verano se dio el primer paso de la renovación del Madrid de las tres Champions seguidas. Llegaron Hazard, Jovic o Militao, que en mayor o menos medida deben ir cogiendo galones esta campaña. En invierno se estudia la posibilidad de firmar a Eriksen, que si no acaba siendo así también podría firmar gratis a partir de julio. Pero el Madrid se prepara para realizar una dura ofensiva en el próximo mercado estival por dos galácticos.

Pogba y Mbappé se pueden poner a tiro el verano que viene. Dos nombres que llevan mucho tiempo en la agenda del Madrid y sobre los que Zidane desea que gire su proyecto en el club blanco. Meses atrás se encontraron con sendos muros. Uno del PSG, que se negaba a desprenderse de su joya al tiempo que abría la puerta a Neymar, y otra del Manchester United, que se enrocó en un precio prohibitivo de 200 millones de euros.

Paul Pogba, con el Manchester United

Reuters

Pogba, un año después

El ‘caso Pogba’ puede tener una resolución sencilla el verano que viene. El Real Madrid se agarra a la fórmula Hazard o Courtois, Kroos, etc. Es decir, fichar un año antes del final de su contrato y, por tanto, su marcha a coste cero. Y es que los red devils saben que se acercan peligrosamente a esta barrera y no son capaces de renovar a su estrella. Pogba sigue en sus trece de abandonar un proyecto que nunca termina de arrancar y hasta ahora ha rechazado todas las propuestas del United.

Pogba quiere jugar en el Real Madrid. Lo tiene claro. Mino Raiola, su agente, presionó para que le dejaran ir al Santiago Bernabéu y lo volverá a intentar el verano que viene. Que salga en invierno es casi imposible ya que sería prácticamente un suicidio para los de Solskjaer, que están en una delicada situación, dejar marchar a su mejor jugador. En verano sí estarían obligados a sentarse a negociar y rebajar ostentosamente sus pretensiones económicas.

Kylian Mbappé, en los The Best 2019. Foto: Instagram (@k.mbappe)

Las dudas de Mbappé en París

Por otro lado está Mbappé, que termina contrato en 2022. Lo importante es evitar que renueve su vínculo con el PSG, que está dispuesto a tirar la casa por la ventana para atar a su estrella. Le pondrán un contrato sobre la mesa que casi nadie podría rechazar, pero en la cabeza del joven Kylian ya hay asentadas unas dudas que le impiden firmar por ahora. Otro fracaso del PSG en la Champions League podría llevar al final de la etapa de Mbappé en París.

Si esto acaba ocurriendo, será el primer verano en el que Mbappé pueda presionar al PSG para salir. No será fácil y es una operación complicada para llevarse a cabo en el verano de 2020. En cualquier caso se deberían poner las primeras piedras para asegurarse al galo por la fórmula Hazard en 2021. La clave es que rechace las propuestas económicas locas que le va a hacer el PSG.

Los dos franceses marcan la línea del Madrid en el mercado de fichajes. Los dos grandes deseos del club y de Zidane. Con ellos se daría un golpe sobre la mesa tanto en el mercado como en lo deportivo. Un enorme salto de calidad en una plantilla que no tendría comparación en todo el mundo y que englobaría a gente como Hazard, Benzema o Kroos como Pogba y Mbappé. El verano de 2020 está marcado en rojo en el calendario blanco.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *